Seleccionar página

La absorción de curcuminoides, que son compuestos bioactivos presentes en la cúrcuma, por parte de los humanos se mejora significativamente cuando se añade piperina, un alcaloide que se encuentra en la pimienta negra.

La piperina aumenta la biodisponibilidad de los curcuminoides al inhibir ciertas enzimas intestinales que normalmente descompondrían los curcuminoides, y también al aumentar la absorción intestinal. Este efecto sinérgico hace que los curcuminoides sean más accesibles al cuerpo, lo que potencialmente aumenta sus efectos beneficiosos.

¿En qué porcentaje se estima que, mezclar pimienta negra con cúrcuma mejora la absorción de curcuminoides?

La mejora en la absorción de curcuminoides con la adición de piperina puede ser significativa. Según varios estudios, la piperina puede aumentar la biodisponibilidad de los curcuminoides en humanos en un asombroso 2000% o más. Un estudio publicado en «Planta Medica» en 1998 por Shoba y colegas demostró que cuando se administró piperina (20 mg) junto con curcumina (2 g), la biodisponibilidad de la curcumina aumentó un 2000% en humanos, en comparación con la administración de curcumina sola: enlace

Es importante destacar que estos porcentajes se basan en estudios realizados en humanos, y los efectos pueden variar según la especie y las condiciones individuales (caballos, perros gatos, etc.). Sin embargo, este impresionante aumento en la biodisponibilidad destaca la importancia de la piperina como un potenciador de la absorción de curcuminoides y posiblemente de otros compuestos nutricionales y farmacéuticos.

La piperina facilita que más curcumina pase del tracto digestivo al torrente sanguíneo, lo que significa que incluso dosis más bajas de curcumina pueden ser efectivas cuando se toman en combinación con piperina, mejorando así la eficiencia de los suplementos de curcumina sin necesidad de consumir grandes cantidades.

Si tomo 3g de cúrcuma al día: ¿cuanta pimienta negra habría que tomar para mejorar esta absorción de forma eficiente?

Para mejorar la absorción de los curcuminoides presentes en la cúrcuma de manera eficiente con la adición de pimienta negra, es importante considerar la proporción de piperina en la pimienta negra.

La pimienta negra contiene aproximadamente un 5-9% de piperina por peso. Basándonos en el estudio que mencioné anteriormente, donde 20 mg de piperina fueron suficientes para aumentar significativamente la biodisponibilidad de la curcumina, podemos calcular cuánta pimienta negra sería necesaria para obtener una cantidad similar de piperina.

Si tomamos el valor promedio de contenido de piperina en la pimienta negra, digamos un 7% para simplificar los cálculos, podemos estimar que para obtener 20 mg de piperina, necesitarías aproximadamente 286 mg de pimienta negra. Esto equivale a aproximadamente 0.3 gramos de pimienta negra para estos 3 gramos de curcuma.

Por lo tanto, si estás consumiendo 3 g de cúrcuma al día, agregar aproximadamente 0.3 g de pimienta negra a tu dieta debería ser suficiente para mejorar la absorción de los curcuminoides de manera eficiente.

Es importante recordar que esta es una estimación basada en promedios y puede variar ligeramente según la exactitud del contenido de piperina en la pimienta negra que utilices.

Por otro lado siempre es recomendable consultar con un profesional de la salud antes de hacer cambios significativos en tu régimen de suplementos, especialmente si tienes condiciones de salud preexistentes o estás tomando medicamentos. ​Recuerda que la cúrcuma tambíen actúa sobre la coagulación sanguínea y reduce el colesterol, entre otros.

El consumo de pimienta negra ¿Por qué aumenta la absorción intestinal de los curcuminoides?

Para los especialistas: La piperina mejora la absorción intestinal de los curcuminoides y otros nutrientes mediante varios mecanismos:

Inhibición de las enzimas metabolizadoras de fármacos: La piperina inhibe enzimas del sistema citocromo P450 (CYP), que son responsables del metabolismo de muchas sustancias. Al inhibir estas enzimas, la piperina reduce la velocidad a la que los curcuminoides y otros compuestos son descompuestos en el intestino y el hígado, lo que aumenta su concentración en la sangre.

Inhibición de las glucoproteínas P: La piperina también inhibe la actividad de las glucoproteínas P, que son una clase de proteínas de transporte que bombean sustancias extrañas (incluidos fármacos y otros compuestos) fuera de las células y hacia el intestino para ser eliminadas. Al inhibir estas proteínas, la piperina reduce la eficiencia con la que los curcuminoides son expulsados de las células del intestino de nuevo al lumen intestinal, lo que mejora su absorción.

Aumento de la permeabilidad intestinal: La piperina puede aumentar la permeabilidad de la pared intestinal, facilitando así el paso de los curcuminoides y otros nutrientes a través de la barrera intestinal hacia el torrente sanguíneo. Esto se logra al alterar la dinámica de los lípidos en las membranas de las células intestinales o al afectar las uniones estrechas entre las células epiteliales, lo que aumenta temporalmente la permeabilidad.

Estos mecanismos trabajan en conjunto para aumentar significativamente la cantidad de curcuminoides que pueden entrar al sistema circulatorio después de su ingestión, lo que mejora su biodisponibilidad y, por ello, su eficacia como agentes terapéuticos o nutritivos.

La capacidad de la piperina para mejorar la absorción de compuestos no se limita solo a los curcuminoides, sino que también se ha observado con otros nutrientes y fármacos, lo que la convierte en un potenciador de la absorción muy estudiado y utilizado.